Soy feo

Tal vez puedas haber pensado alguna vez, mirándote al espejo, que eres una persona fea, poco agraciada en cuanto al físico. Y puede que tengas razón, a lo mejor no eres la persona más atractiva para otros.

Pero has de saber qué pienso yo en realidad. Ser feo es siempre comparativamente hablando, con los demás, y se basa en una percepción externa comparativa en relación a lo que opinan los demás de nosotros mismos.

Si tú consideras que eres feo pero imaginas a la vez que todo el mundo fuera igual que tú, dejarías de ser feo automáticamente, porque como digo todo se hace de manera comparativa. Es decir, si los hay más feos que tú automáticamente tú eres el más guapo.

Pero si todos son más guapos que tú, aunque tú seas guapo también, te convertirán en feo automáticamente. Pero una vez más hay que hablar de lo que importa ser feo en la vida o no, independientemente de las cosas que podamos pensar al respecto de esta circunstancia vital.

Puede que ser feo sea una desventaja para determinado tipo de cosas. Pero para que te quieran sólo por ser guapo, o para que tengas poca personalidad, esto es, que estés poco desarrollado como persona porque te miren al físico y que traten de forma fácil, y tú lo permitas, para eso vale ser guapo.

Esas son unas desventajas de ser guapo. Pero, por otra parte, ser feo para otros te puede perjudicar. Puede que empresas que trabajan de cara al público no te contraten porque quieren caras bonitas para ofrecer su basura de productos.

Es así, y así funciona la vida en este mundo en el que las cosas son tampoco justas. Pero aun así, no todo está perdido, ni mucho menos. Tienes una esperanza y oportunidad únicas, y por eso no debes desaprovechar el ser feo como tú dices.

Puedes emplear tu vida para una causa grande, para algo que trascienda los límites de ti mismo. Puedes salir de tu caparazón y dejar de pensar en cómo ser guapo, y empezar a pensar en cómo vivir con sentido.

Para eso debes pensar que incluso ser feo es una ventaja, porque tienes menos oportunidades para determinado tipo de estupideces, como el mercado de ligar, del sexo por sexo, etcétera. Lo llamo mercado de ligar a propósito, porque es tan poco justo como el sistema con el que las empresas contratan a sus empleados.

Por eso, si te consideras feo, adelante. Conviértelo en una ventaja para distraerte menos, para hacer menos tonterías y estupideces, para hacer menos cosas que nos destrozan el alma y la vida.

Claro, que todos hemos querido hacer alguna vez alguna locura, y tirar nuestra vida por la borda. Y el sexo y el género femenino, hacen que sea una buena opción para tirar nuestra vida por la borda como ya hemos mencionado anteriormente.

A lo mejor tú nunca te vas acostar con alguna chica ningún sábado noche, después de la discoteca. Y a lo mejor es una experiencia que has echado en falta al menos usar, porque sabes que otros lo hacen y tú no puedes por lo que sea.

Pero estate tranquilo, esa vida es la vida de basura. La vida de porquería. La verdadera vida viene cuando encuentras un sentido tu vida, y para eso ser feo puede ser una ventaja.

Porque puedes trabajar por hacer algo productivo con tu vida y revelarte contra las reglas establecidas por el sistema, que es que el que es más guapo, el que más dinero tiene y más poder tiene se lleva la fama.

Tú puedes golpear en la cara de este sistema llevando una vida digna, honorable, y honrando a Dios y a ti mismo.

Opinar

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.